Personal de salud y educación deberá tener dosis de refuerzo administrada para el próximo 15 de enero

En una nueva orden ejecutiva, el gobernador también exhorto al resto de las personas elegibles a que se administren la dosis de refuerzo para contrarrestar el COVID-19.

El gobernador Pedro R. Pierluisi anunció la firma de la nueva Orden Ejecutiva 2021-082 por medio de la cual estableció como obligatoria la vacunación de refuerzo contra el COVID-19 para personal que labore en los sectores de salud y educación.

Para el próximo 15 de enero de 2022, las personas mayores de 18 años que a estén vacunadas contra el COVID-19 y que trabajen en estos sectores deberán tener administrada sus dosis de refuerzo.

El mandato aplica a personas que trabajen en instalaciones del sector de la salud–independientemente de sus funciones- asi como a personal docente, personal no docente contratistas de escuelas, centros educativos y universidades, ya sean públicas o privadas.

Según establecen los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC, por sus siglas en inglés), toda persona que cuente con la dosis completa de vacunación de Pfizer o Moderna puede administrarse el refuerzo al menos seis mess después de completar su esquema principal de vacunación contra el COVID-19. En el caso de Johnson & Johnson, las personas podrán darse la dosis de refuerzo al menos dos mess después de haber completado su esquema principal de vacunación.

«Debido a la naturaleza de su trabajo y porque fueron quienes primero tuvieron acceso a las vacunas, he tomado la decisión de comenzar con estos dos sectores. En la tapa de contagios que enfrentamos actualmente, es imperativo reforzar nuestro sistema de salud para permitir la continuidad de estos servicios y que su personal esté disponible para atender cualquier emergencia. Por otro lado, es meritorio proteger al personal docente y no docente del sistema educativo para garantizar que nuestros estudiantes puedan continuar recibiendo la educación presencial que tanto les ha hecho falta», sostuvo el primer ejecutivo.

Recientemente, los CDC informaron que la variante ómicron es la predominante en Estados Unidos. Las cifras informadas indican que el 73 por ciento de los nuevos contagios fueron de dicha variante, lo que representa un incremento de casi el séxtuple en la proporción de infecciones en una sola semana.

Por tanto, los CDC han indicado que la reciente aparición de la variante ómicron destaca aún más la importancia de la vacunación, la dosis de refuerzo y los esfuerzos de prevención necesarios para protegerse contra el COVID-19.

Pese a que la prueba científica demuestra que la media más efectiva para controlar el COVID-19 es la vacunación, los CDC y la Administración de Alimentos y Medicamentos de Estados Unidos (FDA, por sus siglas en inglés) han expuesto que, aunque la vacuna contra el COVID-19 sigue siendo efectiva para evitar enfermarse gravemente, datos recientes sugieren que va perdiendo efectividad con el tiempo, a los fines de prevenir infecciones o los casos sintomáticos, por lo que el refuerzo es esencial para contrarrestar el virus.

Notorio Puerto Rico
Notorio Puerto Rico es la marca nuestro conglomerado que cubre noticias en toda la isla.

Artículos recientes

Artículos relacionados

A %d blogueros les gusta esto: